Críticas express: La verdad sospechosa/ Tirano Banderas/ La lengua madre/ Los amores de la Inés y La verbena de la Paloma/ The indian queen/ Les noces y El bufón/ Diario de un loco/ Barrokeros

Con el eterno retraso que no dejo de arrastrar últimamente, publico estas críticas, algunas pueden servir como referencia de futuras producciones, reposiciones o cuando viajan por fuera de Madrid (pues estas ya han terminado), otras aún son aprovechables hoy día; estas son:

TEATRO PAVÓN

'La verdad sospechosa' de Juan Ruiz de Alarcón, en el Teatro Pavón

-La verdad sospechosa: la escenografía es horrorosa, y la dirección de escena deja mucho pero que mucho que desear. En general el reparto es inapropiado (el protagonista es demasiado mayor para el papel, por poner un ejemplo) y parecen estar convencidos de que para conseguir que la gente se meta en la historia hay que sobreactuar cuanto más mejor (seguramente por culpa de la dirección).

La obra sin embargo, hasta cierto punto merece la pena por su calidad literaria, y aunque no deja de ser el típico enredo del siglo de oro, llega a tener su encanto.

TEATRO ESPAÑOL

sala grande

-Tirano Banderas: no sé como será la novela de Valle-Inclán pero estoy seguro de que no puede ser tan desmesuradamente mala como esta obra. Espantosa a casi todos los niveles, si esta es la gran colaboración iberoamericana que hemos hecho, mejor casi dejarlo.

Lo único minimamente salvable es la escenografía (de gran belleza y simbolismo), el resto, a cada cosa peor que la anterior: el texto en sí (entre ridículo y absurdo), los actores, la dirección… una auténtica pesadilla insoportable; y para muestra, un botón, el teatro estaba prácticamente vacío, y aún se vació más en el entreacto, la gente no conseguía ni aguantar la obra entera.

Sala pequeña

-La lengua madre: el texto es tan parcial y politizado que llega a costar disfrutarlo, lo único que salva a la obra es principalmente Juan Diego, que crea un personaje simplemente adorable del que es fácil enamorarse, todo el mérito parece ser absolutamente suyo, pues me cuesta creer que este texto funcionara con un actor con menos talento o presencia escénica.

—————————–

TEATRO DE LA ZARZUELA

Una vez más vuelven los dobles programas a este teatro, el año pasado no fueron muy interesantes, pero este año parece que la programación será más sugerente. Desgraciadamente, puede que sea lo único, las muchas cosas buenas que tenía este teatro (y especialmente aquellas que justifican que sea público) parecen estar desapareciendo apresuradamente: ya no habrá las conferencias previas a la función del año pasado con el original pianista (una pena, esto era lo único que hacía que sus conferencias fueran mejor que las del Teatro Real); los programas son una auténtica vergüenza (si es que se le puede llamar programa a una hoja con el reparto artístitico y técnico… lejos parecen quedar aquellos magníficos y muy informativos programas con textos y todos los datos de la obra que tanto nos entusiasmaban), y como culminación, hasta han quitado los preciosos divanes circulares de los salones… lo único que parece haberse salvado de este expolio cultural es las muy interesantes exposiciones que se siguen organizando en los salones (y ojalá que duren y se mantengan); pero en cualquier caso, desde luego más vale que sus producciones den mucho de sí, porque se están quitando todas las razones para acudir a este teatro y se está acabando con su buena fama.

Como ambas producciones comparten muchas cosas, comenzaré por comentarlas y luego ya me centraré en cada una en particular: ambas comparten una buena dirección musical que consigue que veamos matices nuevos e interesantes incluso en obras que conocemos de memoria, logrando que la orquesta destaque por sí misma. En lo que se refiere a la dirección de escena, la escenografía no acaba ni de convencer ni de cuajar, al igual que el vestuario, que se sale de todo tipismo, se vuelve horroroso y repetitivo (para ambas zarzuelas lo mismo exactamente), por lo que la dirección de escena deja bastante que desear, al igual que varios cantantes como actores

En cualquier caso, el principio de la temporada comenzó con el doble programa, dividido en:

-Los amores de la Inés: la música de falla es preciosa y el libreto aunque típico, interesante. Buenos cantantes.

-La verbena de la Paloma: desde luego merece un artículo para ella sola (algún día lo haré, aunque no he dejado de homenajearla en el artículo sobre estas fiestas que inspiraron la zarzuela), debido a su gran calidad, y lo hubiera tenido de no ser por lo que deja que desear esta producción en concreto.

La dirección de escena es tan mala y tan absurda (reinterpreta de una forma un tanto extraña la zarzuela: por ejemplo, tradicionalmente, Susana ha sido una castiza dedidida y en esta producción es una especie de colegiala asustada) que te entran ganas de cerrar los ojos y simplemente escuchar la música. Destaca especialmente María Rodriguez en el papel de seña Rita con su preciosa voz. En lo que respecta al resto del reparto, algunos brillan por su inadecuación al papel, es absurdo un Don Hilarión joven que ni siquiera se molesta en fingir medianamente bien que es viejo.

————————-

TEATRO REAL

-The indian queen: Pronto se empieza a entender porque no se venden entradas en el Teatro Real y porque el teatro está medio vacío; Dios mío que espanto, lo único minimamente salvable es la música de Purcell y algo de la escenografía por estar hecha por Gronk (al que ya conocíamos de “Ainadamar”, por ejemplo).

Peter Sellars, que nos ha regalado algunas de las peores puestas en escena del Real y que muchas veces se dedica a atormentarnos las óperas con ellas, crea un espectáculo completamente delirante; supuestamente, el libreto original era espantoso y la música fue completada torpemente (con lo cual del original de Purcell por lo visto sólo hay una hora), pero por horroroso que fuera, es total y absolutamente imposible que pudiera ser más disparatado que ese espectáculo de dos horas y media que ha creado Sellars.

La música, se acaba combinando tan mal, que llega a cansar (se coge mucha música de Purcell, se hace un pastiche absurdo, ¡et voilá!, ya tenemos la ópera… con lo que acabas con una sobredosis de Purcell; pero lo peor de todo, es que eso es lo mejor y lo más salvable de toda la función); el libreto inventado de cabo a rabo con textos que no vienen a cuento y que no pegan ni con cola (y naturalmente los malos malísimos de la función somos los españoles, esta vez de forma evidente -y parecía que habíamos salido medianamente indemnes en “La conquista de Méjico”-, haciendonos ver la brillante vendetta de Mortier que nos humilla con nuestro propio dinero -lo que hace reflexionar bastante sobre el uso que se le da al dinero público-, y del que no podemos olvidar esa frase de que “el público español es el inspirador, directa o indirectamente de estos espectáculos”, pocas veces una ironía había sido más sútil y más fina, que magnífica venganza!), convirtiendo el espectáculo en algo surrealista, y lo que es peor, llega a aburrir.

Teodor Currentzis estuvo simplemente aceptable. De los cantantes, el mejor de lejos es el contratenor Vince Yi.

Por si fuera poco, el coro del Real, sometido a una humillación continua ya desde la anterior ópera, se ve suplido por el de la ópera de Perm que parece haber invadido el escenario del Real (aunque todo lo hay que decir, son muy buenos).

Ballet de la Ópera de Perm - TELVA

-Les noces / El bufón: el Teatro Real de Madrid, que al paso al que vamos pronto será renombrado como “sucursal de la ópera de Perm”, nos trae al ballet de este lugar también con un doble programa, que por tanto explico por separado (y las diferencias se notan pero es que mucho):

-Les noces: como era de esperar, Stravinsky, no muy fácilmente digerible, sin embargo el ballet lo hizo medianamente aceptable, pero aún así, no demasiado interesante.

-El bufón: como era de esperar, la parte fuerte de la velada, la preciosa música de Prokófiev pronto te envuelve en una historia que, si bien no tiene mucho sentido, si es digna de ver.

Un ballet encantador a todos los niveles y que hace que la velada merezca la pena. El bailarín que brilló con luz propia fue Aleksandr Taranov, que además de bailar perfectamente al bufón, también era capaz de realizar una interpretación cómica divertidísima y muy convincente, vamos, un bailarín-actor completo muy pero que muy a destacar.

Curiosamente, la orquesta se lució más con Uryupin que con Currentzis.

———————————-

NAVES DEL ESPAÑOL

Sala 1:

-Diario de un loco: alguien de la prensa dijo que la característica voz de José Luís García-Pérez se estaba volviendo una de las cosas con las que más se encariñaba el público teatral madrileño… pues a saber porqué, de acuerdo en lo de característica, pero es una voz que cuesta mucho oír durante mucho tiempo seguido, además de que apenas consigue matices debido a eso.

La obra es bastante aburrida pues cuenta una historia de muy poca sustancia con algunos escasos momentos de emoción. La hábil puesta en escena y buen manejo de la iluminación consiguen distraernos de esto de vez en cuando.

—————————–

Sala 2:

-Barrokeros: no es una obra de teatro porque realmente no tiene argumento (o muy ligero), en realidad no es sino una especie de concierto medianamente entretenido. No se le puede pedir más porque no lo hay.

——————————–

Esta entrada fue publicada en Teatro. Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a Críticas express: La verdad sospechosa/ Tirano Banderas/ La lengua madre/ Los amores de la Inés y La verbena de la Paloma/ The indian queen/ Les noces y El bufón/ Diario de un loco/ Barrokeros

  1. Pingback: Dido y Eneas | Universo de A

  2. plared dijo:

    Veo que sigues buscando algo decente y …no lo encuentras, otra vez sera. Por cierto tirano banderas como novela obra cumbre de la literatura. Realmente buena e inspiradora de cientos posteriores que la imitan. Cuidate

  3. Esto es como el juego, si te gusta te arriesgas… pero no siempre ganas; además, soy perfectamente consciente de que cuanto más se ve o más se conoce, más exquisito se vuelve uno, ya lo dijo Inge “todo aquel que prueba de la fruta del arbol del conocimiento siempre es expulsado de algún paraíso”.
    Ya estaba yo seguro de que Valle-Inclán no podía hacer algo tan horroroso… menos mal que como me dijiste una vez, no sueles ver las adaptaciones de las obras literarias que lees, porque esta….

  4. Pingback: Misántropo | Universo de A

  5. Pingback: La vida es sueño | Universo de A

  6. Pingback: Críticas express: Le nozze di Figaro / Los nadadores nocturnos / Donde hay agravios no hay celos | Universo de A

  7. Pingback: Críticas express: La hija del regimiento / Carmen | Universo de A

  8. Pingback: Críticas express: Los diamantes de la corona / Sueños y visiones del rey Ricardo III / Cuando deje de llover / Beloved sinner / Desde Berlín, tributo a Lou Reed | Universo de A

  9. Pingback: Críticas express: Don Juan Tenorio / Adalí / La sesión final de Freud | Universo de A

  10. Pingback: Crítica express: Los cuentos de la peste | Universo de A

  11. Pingback: Críticas exprés: El burlador de Sevilla / El arquitecto y el emperador / Roberto Devereux | Universo de A

  12. Pingback: Críticas exprés: El alcalde de Zalamea / La estrella de Sevilla / La sesión final de Freud | Universo de A

¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s