Oviedo Express

Como hacer una película mala con ganas
Ficha técnica:
TITULO ORIGINAL

Oviedo Express

AÑO

2007

DURACIÓN

115 min.

 
PAÍS

España

DIRECTOR

Gonzalo Suárez

GUIÓN

Gonzalo Suárez

MÚSICA

Carles Cases

FOTOGRAFÍA

Carlos Suárez

REPARTO

Carmelo Gómez, Maribel Verdú, Aitana Sánchez-Gijón, Najwa Nimri, Bárbara Goenaga, Jorge Sanz, Alberto Jiménez, Silvia Marty, Víctor Clavijo

PRODUCTORA

Gonafilm

WEB OFICIAL

http://www.gona.es/oviedoexpress/
SINOPSIS: Un fantasmagórico tren, el Oviedo Express, llega en la noche a la ciudad. En él, viajan los actores que representarán la adaptación teatral de ‘La Regenta’, clásico emblemático y crítico de la vida en el Oviedo de 1885. Pero, en tiempos actuales, la irrupción de los cómicos irá más allá de las tablas del escenario alterando el devenir cotidiano. La joven mujer del alcalde caerá en brazos del actor principal, o de su personaje, y las pasiones y delirios, más o menos encubiertos hasta entonces, aflorarán con todas sus consecuencias. Un actor deprimido, una actriz furiosa, un director petulante, una periodista local, una madre pizpireta y un ángel que merodea por la ciudad, desencadenan divertidos y dramáticos acontecimientos hasta la brusca e inesperada caída de telón.
 
      Señores mios, no se equivoquen, hacer una película mala y que salga bien a la primera no tiene ningún misterio, pero eso sí, es casi tan trabajoso como hacer una buena, sino escuchen escuchen; en primer lugar necesitamos un guión infumable, tan horroroso que ni nuestra propia madre pudiera alabarlo, ahí comenzamos por buen camino, ¿pero como lograr tal portento? no es sencillo, porque puede que nos salga una comedia adolescente del tipo de la nefasta Supersalidos y sea un éxito, no, no, hay que ser cuidadoso, así que demosle un aire intelectual, que siempre espantará a adolescentes hiperhormonados, completemoslo inspirandonos muy libremente en una novela, pero haciendolo de tal modo que hasta lo más básico sea trasgredido y que del original quede como máximo una especie de nimia referencia que sólo pueda entender alguien que sepa del tema.
      Una vez que tengamos un buen guión-desastre con personajes absolutamente planos, sin sentido y en los que el espectador no pueda interesarse por más que lo intente, necesitamos a un director que sea capaz de darle el toque final, el que haga caer la película por el barranco, ¿Santiago Segura?, no que a lo mejor por error lo convierte en un éxito, no, necesitamos a un director que lo haga de tal modo que no se entienda absolutamente nada de lo que se cuenta ¿Almodovar? no, que ese es capaz de encima conseguirle un oscar, peores cosas ha transformado en exitos; vale, optemos por alguien que simplemente no sepa contar la historia.
     Hecho esto, necesitamos un reparto de estrellas, cuantas más mejor para que atraigan a la gente al cine y la decepción luego sea mayúscula, estrellas que después de leer el guión no sepan ni lo que tienen que hacer y que acaben haciendo una parodia de si mismos de lo desconcertados que están.
     Sumemosle a eso una dirección artística, vestuario y peluquería caótica y abominable y ya sólo nos queda ponerle la guinda al pastel, ¡la publicidad!, así pues, estrenemos en el palacio de la música a bombo y platillo con todos los actores comentando lo maravillosa que es la película (aunque no creo que ni ellos mismos se lo crean; o al menos se lo creeran como se creyeron sus papeles en la película) y anunciemosla como una comedia frivola cuando es un dramón que no hay quien entienda; ¡et voila!, tengas las espectativas que tengas, es imposible que la película no acabe por resultarte un fiasco.
     Tras este análisis irónico de esta enorme decepción de película, solo me queda dar unos últimos datos sobre los actores, los cuales comentaban que se volvían a meter en sus papeles de La regenta en los que efectivamente si estuvieron perfetos; pero como dije, exceptuando esa parte, acaban siendo una vulgar parodia; y que decir de los que ya no estuvieron en esa anterior producción; pues que ya no hay ni por donde cogerlos; Maribel Verdú no hace ni minimamente creíble su papel para el que es demasiado joven, Jorge Sanz aparece de mera comparsa y su personaje sobra por todas partes (incluso a pesar del tan anunciado desnudo, otra de esas maravillosas publicidades que se le dió) y Najwa Nimri hace lo mejor y en apariencia lo único que parece saber hacer en el cine: abrirse de piernas, eso sí, con un sofisticado peinado que parece sacado de los años 40 del pasado siglo (que pasa, ¿que iba en una máquina del tiempo en sus ratos libres?); y ya prefiero no nombrar a los actores desconocidos porque me entran arcadas, aunque hay que reconocer que antes semejante horror fílmico que es mejor borrar de la memoria cuanto antes, nada podían hacer.
 
Valoración final: mala; si alguien le encuentra alguna virtud (ya sabéis que siempre busco lo bueno y lo malo de las películas) ruego que me la comunique, porque yo no consigo encontrarsela; incluso intentando verla como adaptación moderna de La regenta me sigue pareciendo mala, pero con ganas.
Esta entrada fue publicada en Películas. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Oviedo Express

  1. Pingback: Crítica express: Antígona | Universo de A

¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s