El diario de Bridget Jones

Partiendose de risa con lo cotidiano
                        
 
De Helen Fielding 
 
       Tal vez aún no os hayáis fijado, pero las mejores anecdotas que contamos suelen surgir de las peores situaciones que vivimos, sólo que con el tiempo, las analizamos con humor y les sacamos el lado cómico (porque en el mismo momento lo único que podemos tener es un ataque de nervios); pues en eso consiste precisamente El diario de Bridget Jones, en parodiar esas situaciones que tantas veces hemos vivido y sacarles el lado bueno aunque desde el punto de vista un tanto histérico y paranoico de la encantadora y simpática Bridget Jones.
       Aunque no hay duda de que el libro está escrito desde un punto de vista bastante femenino y que también creo que hay determinadas partes que una mujer entederá y le resultarán más cómicas que a un hombre (y lo sé porque he hablado con mujeres acerca de él, y algunas incluso se sentían totalmente identificadas con la protagonista, incluso en su forma de llevar su vida); tal como dijo Sir Salman Rushdie (importante escritor y ensayista británico) "también los hombres se reirán", y yo soy la prueba viviente de ello, puesto que a pesar de que siempre me ha costado llegar a la carcajada (suelo quedarme en una sonrisa) con este libro la alcancé con toda facilidad, con brillantes fragmentos que deberían pasar a la historia de la literatura como cuando Bridget intenta programar su video y se vuelve loca para entender las instrucciones (más de uno se sentirá identificado, y ahora, ¡que levanten la mano todos aquellos que no saben programar su video!, los que lo hayan hecho, este capítulo les resultará realmente revelador); y también es verdad, que aparte de lo anterior, tiene un punto de vista muy británico, con lo cual uno debería de tener cierta cultura acerca de ese país a la hora de leerlo, aunque, entendamonos, no es imprescindible, sólo es para comprender mejor algunos fragmentos; como por ejemplo, hasta que punto la familia real británica forma parte de la vida cotidiana de las personas del Reino Unido (ya nos gustaría que aquí fuera igual, algo más que aprender de los británicos), con frases como esta "esto es horrible, el mundo está fatal; Daniel se acuesta con una Valquiria, mi ex-novio se va a casar, el Príncipe Carlos se acuesta con Camilla Parker-Bowles…" o "Cuanto más brilla el sol más parece que los demás lo están aprovechando más y mejor en cualquier otra parte: posiblemente en un gran partido de futbol al que todo el mundo está invitado menos yo, o en una gran celebración pública que seguramente incluye a la Reina madre, para conmemorar el exquisito verano del que yo no estoy sacando provecho".
       En cuanto al argumento, el libro (del que ya sabéis que se hizo una película que de similitudes con el libro practicamente sólo tiene el título; y que en comparación, como de costumbre el libro es mucho mejor en todos los ámbitos) se trata de una chica soltera de Londres que comienza un diario en donde anota sus propósitos de fin de año y mediante el cual intentará autocorregir lo que no le gusta de si misma; por su vida pasarán unos estrambóticos amigos tan solterones como ella, un jefe donjuan que le tira los tejos, una madre con la crisis de los 50 y con la permanente frase de "ya conoces a los (tal personas) cariño…", y quien sabe, tal vez el amor verdadero.
      Quizás una de las mejores cosas del libro es su formato de diario, porque es como si vieramos en directo lo que hace Bridget, pues va anotando hora por hora y así vemos hasta que punto está desesperada o como va viviendo las situaciones; por otra parte, es un formato muy cómodo para leer, porque los días en los que se divide el diario son en general muy cortos y el libro como ya digo, en esos días se divide en horas, con lo cual es muy fácil cogerlo un minuto y dejarlo, porque todo está tan bien subdividido que lo hace ideal para que lo lean personas con poco tiempo o en situaciones que no sabes exactamente que hacer con el tiempo.
     Su lectura además es de lo más amena, pues está escrito (como todo buen best seller) de forma simple, cercana y nada complicada; con cuestiones que todo el mundo puede enteder y sentir empatía fácilmente.
     Lo más divertido del libro, son quizás, las salidas de Bridget y sus razonamientos, o cuando pretende ser alguien que no es y acaba saliendole mal; como cuando pretende ser una sofisticada anfitriona y casi no sabe ni cocinar y acaba siendo todo un desastre. Un ejemplo de todo esto sería cuando intenta rechazar la invitación en tercera persona de Mark Darcy a su fiesta, con lo cual también debe hacerlo del mismo modo, lo cual la incomoda, así que hace varios borrones de como debería ser su respuesta, los cuales son estos:
"Bridget Jones siente no poder…"
"La señorita Bridget Jones está consternada por no poder…"
"Decir que está desconsolada no hace justicia a los sentimientos de la señorita Bridget Jones"
"Lamentamos tener que anunciar que tan grande fue la desesperación de la señorita Bridget Jones al no poder aceptar la amable invitación del señor Mark Darcy, que se ha suicidado y, por lo tanto, con certeza absoluta notificamos que le resultará imposible aceptar la amable…"
     Otras partes magníficas del libro son cuando trabaja para la Tv con lo cual se producen situaciones divertidísimas.
     Pero quizás lo mejor del libro es como se convierten situaciones totalmente cotidianas en momentos absurdos e ilógicos, cosa que si nos paramos a pensar, también sucede en la realidad.
     Por último, no quiero dejar de comentar que la autora Helen Fielding "apareció" en la serie Los Simpson en la que, naturalmente, se dobló a si misma en una escena de lo más graciosa en la que todas las del club de lectura estaban reunidas y Marge dice "bueno, ahora pasemos a decir porque no hemos leído el libro de este mes El diario de Bridget Jones" y dice una chica nueva en el club cuanto todas dicen que no lo han leído "pues es una pena, porque he traído a su autora" y ella dice "bah, da igual, mientras lo compren, yo cobro igual, además no creo que supieran apreciar la sutileza y sofisticación del humor inglés" (y a continuación hace una parodia de este con unos guardias persiguiendola y luego haciendo ella lo mismo), seguro qu esta imagen os sonara:
     No me queda sino recomendar fervientemente este libro a todo aquel que quiera reirse (y mucho) y a aquel que esté aburrido de libros hiperserios; tal vez este libro no vaya a tener la consideración del Don Quijote, pero hay veces en la vida en que lo que uno necesita realmente no es leer lo que los expertos consideran que deberíamos leer, sino simplemente ser feliz, y para eso nada mejor que reírse, cosa que este libro te proporciona.
Esta entrada fue publicada en Libros. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a El diario de Bridget Jones

  1. A dijo:

          Lo que no se puede pretender es que se apliquen a una película de 2hras tdas las escenas de un libro, eso no quita que el libro sea más emotivo, pero realmente la película me parece fantástica y no está ausente de la comicidad que el libro expresa me parece buenísima y encantadora, las 2.

  2. A dijo:

    La eterna frase "el libro es mejor que la película" podría usarse aquí y decir que nos lo parece porque nos resulta dificil huir de nuestro "patrimonio imaginativo" que construímos con la novela. Pero aquí no tienes toda la razón, porque del libro es que no recogen ni la esencia, es como si la directora quisiera ponerlo todo pero de repente se da cuenta de que no tiene sitio y deja una historia raquitica y sin gracia, hubiera sido mejor coger unas cuantas buenas paginas del libro y tratar de plasmarlas, creo. De todos modos la película es poco respetuosa con la novela.

  3. plared dijo:

    Mir que yo nunca le encontre ni la gracia al libro ni a la pelicula. Me pasa como con mujeres deseperadas y otras series femeninas o dedicadas a ellas. Una bandada de histericas que parece que lo unico que piensan es en follar o demostrar el mayor histrionismo posible. Pateticas la verdad…. Cuidado

  4. Jajajajaja, bueno, quizás no lo ves por el lado correcto, es simplemente otro estilo de humor y otra forma de llevar las cosas, lo que es por otra parte muy personal. A mi por ejemplo la violencia física nunca me ha gustado, en cambio la psicológica siempre me ha resultado fascinante, quizás porque requiere de más ingenio y puede ser mucho más cruel. En definitiva, creo que lo estás simplificando todo, pero no voy a defender porque podría gustarte puesto que es algo de carácter muy personal.
    Y perdona por tardar tanto en responder… ¡ultimamente no paro!

  5. Pingback: Crítica exprés: Bridget Jones’ baby | Universo de A

¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s