Instituciones al servicio de la monarquía

-La Familia Real:

      Para empezar cabe diferenciar entre Familia Real y Familia del Rey; la diferencia básicamente es que la primera denota a las personas que, con arreglo a las diferentes leyes y costumbres de cada Monarquía, tienen derecho más o menos eventual a la sucesión del Trono, y la segunda mucho más amplia, comprende a quienes están unidos por vínculos de sangre con Su Majestad. Naturalmente, un príncipe excluido es pariente del Rey, pero no forma parte de la Familia Real; el Real Decreto 2917/1981 del 27 de noviembre determina que deben inscribirse en el Registro civil de la Familia Real los nacimientos, matrimonios, defunciones, y cualquier otro hecho inscribible relativo “al Rey de España, su Augusta consorte, sus ascendientes de primer grado, sus descendientes y el Príncipe heredero de la Corona” (art. 1º), marca así pues, los límites de la Familia Real.

      Viendo esto, se podría pensar; y entonces, ¿el resto de la familia real, también está sometida a refrendo (porque también realizan actos institucionales)? se puede contestar que no hay porque refrendar nada por que (exceptuando, claro está, el caso de regencia) no pueden asumir funciones constitucionales; lo cual es lógico porque sólo el jefe de estado, el titular de la Corona puede ejercer esos poderes; otra cosa es que el cónyuge ejerza una importante influencia sobre el monarca por su situación privilegiada y le transmita sugerencias o consejos, no obstante esto no parece nada malo si pensamos en que el consorte debe estar enterado de la vida política por si llegará la posibilidad de una regencia. No obstante como ya se puede ver cualquier miembro de la Familia Real puede ejercer perfectamente funciones representativas, asumiendo el papel de símbolo de la Corona, concebida como órgano institucional.

 

-La Casa del Rey:

      Al establecerse la monarquía se creó la Casa del Rey por el Real Decreto 942/1975 de 25 de noviembre y tras la proclamación de la Constitución se llevó a cabo una reestructuración por diversos decretos. Queda así la Casa del Rey integrada por los siguientes órganos:

   1)El jefe de la Casa: que propone al Rey el Presupuesto de la Casa, dispone los gastos, firma los contratos relativos a asuntos propios de las Casa, ejerce las relaciones con el exterior y coordina a todos los empleados y servicios de la misma.

   2)La secretaría general: cuyo titular es el segundo jefe de la Casa y al que corresponde la jefatura del personal de la Casa, la tramitación y el cuidado de la actividad administrativa de la Casa (que no tenga carácter militar)

   3)El cuarto militar; dirigido por el jefe de cuarto e integrado por los ayudantes de campo del Rey

   4)Guardia real y servicio de seguridad: con sus jefes respectivos y que mantienen una doble dependencia con los ministerios de Defensa e Interior respectivamente.

   5)Oficina de prensa: con un jefe y un subjefe, encargada de las relaciones con los medios de comunicación.

      No obstante, en la actualidad también hay unidades de protocolo y secretarías para la Reina y el Príncipe.

 

-Patrimonio Nacional: realmente aparece desde la Constitución de 1812, pero la actual Constitución no se refiere expresamente a él, aunque reconoce su existencia, lo diferencia del Patrimonio del Estado y remite a una ley su regulación, así como la de su administración, defensa y conservación (art. 132.3), esta en la ley 23/1982 de 16 de junio que dice que esta institución incluye principalmente palacios y residencias tradicionalmente asignados al uso y disfrute de la Corona. Consiste así pues en un conjunto de inmuebles, bienes muebles, donaciones hechas al estado a través del Rey, fundaciones o reales patronatos que constituyen un patrimonio separado de la titularidad estatal, de carácter inalienable, imprescriptible e inembargable y que gozan del mismo régimen de exenciones tributarias que los bienes de dominio público del estado; no obstante se diferencia de este porque está afectado al uso y servicio del Rey y de los miembros de la Familia Real “para el ejercicio de la alta representación que la Constitución y las leyes les atribuyen”, y porque es gestionado por el consejo de administración del Patrimonio Nacional, que está configurado como entidad del derecho público y con personalidad jurídica y capacidad de obrar (no obstante la ley también les obliga a velar por el medio ambiente y el cumplimiento de las exigencias ecológicas en los terrenos que gestione, citándose en especial el monte de El Pardo).

      A pesar de todo esto, si bien el Rey y su Casa pueden servirse materialmente de estos bienes, no tienen sobre ellos ninguna titularidad, ni pueden por tanto realizar ningún acto de disposición o administración, tarea que corresponde al consejo ya nombrado.            

      Las “propiedades” de esta institución son las siguientes: Palacio Real de Madrid, Palacio de la Zarzuela (Madrid; que es además la residencia oficial del Rey de España), Real Sitio San Lorenzo de El Escorial (Madrid),Palacio Real de Aranjuez (Madrid), Palacio Real de El Pardo (Madrid), Palacio Real de La Granja de San Ildefonso (Segovia), Palacio Real de Riofrío (Segovia), Palacio Real de La Almudaina (Palma de Mallorca, Islas Baleares) o la Residencia Real de La Mareta (Lanzarote, Islas Canarias).

      También gestiona monasterios que fueron fundados o protegidos por la monarquía española durante su historia, como son: el Monasterio de las Descalzas Reales (Madrid), Monasterio de Yuste (Cáceres), Real Monasterio de la Encarnación (Madrid), Real Monasterio de Santa Clara de Tordesillas (Valladolid), Real Monasterio de las Huelgas (Burgos) y la Abadía Benedictina de la Santa Cruz del Valle de los Caídos (Madrid). También ejerce su real patronato sobre: el Panteón de Hombres Ilustres (Madrid), Convento de San Pascual de Aranjuez (Madrid), Monasterio de Santa Isabel (Madrid), Colegio de Doncellas Nobles (Toledo).

      Finalmente cabe destacar, aunque no sean gestionados por Patrimonio Nacional: Los Reales Alcázares de Sevilla (residencia oficial del Rey en Andalucía; que está a cargo del Real Patronato del Alcázar de Sevilla), El Palacio de Albéniz en Barcelona (residencia oficial del Rey en Cataluña; a cargo de la Generalitat de Cataluña), El Palacio de Marivent en Palma de Mallorca (residencia de verano del Rey; a cargo de la Comunidad Autónoma de Baleares).

Esta entrada fue publicada en Noticias y política. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a Instituciones al servicio de la monarquía

  1. Pingback: La Proclamación Real del Príncipe de Asturias como Su Majestad el Rey Felipe VI de España | Universo de A

  2. Pingback: La nueva Familia Real española | Universo de A

  3. Pingback: ANÁLISIS DE LA MONARQUÍA ESPAÑOLA | Universo de A

  4. Pingback: La nueva Familia Real española | Universo de A

  5. Pingback: La temporada de exposiciones 2014-2015 de otoño-invierno en Madrid | Universo de A

  6. Pingback: Los Palacios de Patrimonio nacional | Universo de A

¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s