y Walt Disney dijo…

 
     "En nuestros estudios, cuando nos planteamos hacer una película, no pensamos si la vamos a dirigir a grandes o a pequeños; sino en ese rincón puro y limpio que todos tenemos en nuestro corazón, que tal vez el mundo nos haya hecho olvidar, pero que quizás podamos recuperar por medio de nuestras películas"
     Walt Disney, en respuesta a la pregunta de un periodista.
 
     Esto para mi es una verdad como un templo (o al menos hasta hace unos años, porque la compañía Disney ha evolucionado mucho en sus más de 100 años de existencia) porque las películas de Disney siempre enseñan lo bueno de las personas, y no hay complicaciones para distinguirlas, los que son buenos son buenísimos incondicionalmente y los malos son malísimos pero malos de verdad.
      Por otra parte esta frase es la forma perfecta de rebatir el argumento de que Disney sólo hace películas infantiles (aunque esas personas diciendo eso suelen meter también todo el género de la animación, que sería otro tema a discutir); pero francamente, si defender y creer en ideas como que la belleza está en el interior (La Bella y la Bestia), que se debe ser uno mismo (Aladdín), que los sueños se cumplen si eres constante (Atlantis), o que la amistad (El rey león) y el amor (La bella durmiente) lo pueden todo y deben serlo todo… y un enorme etcetera, si eso eso se considera infantil, ¡ojala todo el mundo lo fuera, que mejor estariamos!. 
      Así que puedo decir que cada vez que veo de nuevo una película de Disney o veo algo relacionado con ellas, siempre me acuerdo de esta frase, porque al fin y al cabo Walt Disney también era un soñador que consiguió que sus deseos se realizaran como en sus películas y que a través de ellas otros se atrevieran a soñar y a creer firmemente en grandes ideales y aunque muchas veces el mundo parezca desmentirlos, siempre nos quedará el mundo que Disney nos dejó, y que también estará siempre en ese rincón puro y limpio que está en nuestro corazón.
 
 
Esta entrada fue publicada en Citas, refranes y dichos. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a y Walt Disney dijo…

  1. Melina dijo:

    Por suerte tengo sobrinos que me dan la excusa perfecta para ver y rever las películas de Disney, simplemente hermosas, emocionantes como pocas y atemporales.

  2. A dijo:

    Totalmente de acuerdo, aunque yo no busco excusas, considero a la animación un arte (la tradicional, la digital me gusta menos); y me parece especialmente interesante lo que dices de atemporales, puesto que aunque la mayoría de la gente siente rechazo hacia las películas antiguas, nunca se paran a pensar (y los niños tampoco se dan cuenta) de que Blancanieves es de los años 30, La cenicienta o Pinocho de los 40 y Mary Poppins de los 60. ¿No es curioso?

  3. Pingback: Lo infantil en el arte… pero, ¿eso existe? | Universo de A

  4. Pingback: Encantada, la historia de Giselle | Universo de A

  5. Pingback: Blancanieves y los siete enanitos | Universo de A

  6. Pingback: Walt Disney | Universo de A

¡Deja un comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s